Lava

Escribo mis historias sobre un teclado de lava. De los dedos ya no queda nada. De las manos, un muñón, que se acerca cada vez más a los codos. Con una puntita de cada muñón presiono las teclas, cubierto de harapos que intentan protegerme del fuego en vano. Dos minutos de escritura requieren semanas de cremas, vendajes y tratamientos para las quemaduras. Duele. Duele infiernos y extraño mis manos cada vez que quiero cachetearme por no conseguir la palabra correcta, la frase insustituible. Me han ofrecido otros teclados, plumas, lápices, una grabadora digital, una secretaria hecha de roca volcánica. Pero, entonces sobre qué escribiría con tanto tiempo libre, tantos dedos y tan pocas ideas.

Anuncios

2 comentarios en “Lava

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s